MOVEMBER, el mes de la prevención de cáncer en el hombre

0

Por: Dra. Arlene Díaz Avila

Cananea, Sonora a 13 de Noviembre de 2017.- El mes de noviembre es reconocido internacionalmente como el mes del movimiento por la prevención del cáncer en el hombre. En México, el cáncer se ha convertido en un problema de salud pública, con 110 mil casos nuevos registrados por año.

Los tumores malignos ocupan el tercer lugar en la lista de causas de muerte en nuestro país.

En el grupo de varones de 25 a 34 años la leucemia (18.7%) y el cáncer testicular (13.3%) ocasionan 32 de cada 100 decesos. De aquí la importancia de hablar de un cáncer masculino que poco se sabe, el cáncer testicular.

LO QUE DEBEMOS SABER PARA PREVENIR…

Los factores de riesgo son: En la infancia un testículo no descendido.  El 10% de los pacientes con cáncer testicular, presentaron historia de criptorquidia (no descenso de un testículo).  Si la criptorquidia no se repara antes de la pubertad, los pacientes presentan el doble de riesgo.

Desarrollo anormal de los testículos, antecedentes personales de cáncer de testículo, antecedentes familiares de cáncer de testículo (especialmente del padre o un hermano), ser de raza blanca, padecer infertilidad.

Y en estudios recientes (2015) ligan el cáncer testicular a los jóvenes que toman suplementos para aumentar musculo, tales como androstenediona o creatina, tiene una probabilidad de hasta 177 por ciento más alto de desarrollarlo que los hombres que no lo consumen.

Entre los signos y síntomas de cáncer de testículo, se incluyen inflamación o malestar en el escroto, protuberancia indolora o inflamación en cualquiera de los testículos, cambio en los testículos al tacto, dolor sordo en el abdomen inferior o en la ingle, acumulación súbita de líquido en el escroto, dolor o incomodidad en un testículo o en el escroto.

Si presentas algún factor de riesgo o algún signo o síntoma te recomiendo acudir con tu médico de confianza para que realice un análisis detallado de tu salud.

Una recomendación que puede salvar tu vida, es la auto exploración testicular cada mes.

De pie frente al espejo, busque signos de inflamación, sostenga los testículos con una mano y sienta a cada uno con la otra mano.

Palpe los testículos con el pulgar y el dedo buscando cualquier bulto, los bultos deben ser revisados por un profesional; y pueden ser tan pequeños con grano de arroz, y lo bastante firme como goma dura.

Recuerda que por pena, pudor o miedo puedes retrasar un diagnóstico oportuno. Tu vida está en tus manos.